Pothook
Los invito a Retar a alguien en un duelo artístico. El ganador obtiene insignias especiales
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Historias de Wattpad: un buen ejemplo de lo que NO debes hacer como escritor
Ayer a las 5:29 pm por Kuroneko

» ALDEROS908 esta en Pothook
Ayer a las 5:26 pm por Kuroneko

» ABC de Pothook
Ayer a las 4:24 pm por core-3

» |JUEGO| Confesionario
Ayer a las 5:21 am por X_Raider

» Lleguemos a los 6000
Ayer a las 5:16 am por X_Raider

» El Diamante de la Voluntad [Capítulo 3]
Mar Feb 20, 2018 11:13 pm por UnSimpleEscritor

» Revista Pothook #26
Mar Feb 20, 2018 10:00 am por Capri G

» La gran biblioteca de Alexandría (es broma)
Lun Feb 19, 2018 8:30 pm por creep01

» ZAHORIU EN POTHOOK
Lun Feb 19, 2018 4:28 am por X_Raider

Twit-Pothook
Face-Pothook
Redes Pothookeras



Sentido de la vida.

Ir abajo

Sentido de la vida.

Mensaje por Anarara el Lun Jun 13, 2016 3:38 pm

-Y asi concluye la clase de hoy- sentenció Anna, al mismo tiempo que se dedicaba a arreglar su maletín sin mirar a sus alumnos.
El suave sonido de sus respiraciones le indicaba que, una vez mas, sus alumnos encontraban sus clases de psicología como una siesta en todo el ajetreo de la universidad. Suspiró. Eso le dañaba el orgullo. Y de que manera...


-¿Profesora?-


-Ah! Janna, ¿que sucede?- y como cada clase, allí estaba Janna, como la única sobreviviente en un pueblo fantasma.


-¿Dejara tarea?- Anna siempre lo hacia, aunque nunca fuera completada.


Con el marcador al agua escribió en la pizarra una sola frase: "¿Cual es el sentido de la vida?". Oyó los bostezos de su alumnado, se despidió de Janna con un movimiento de cabeza y salió por la puerta dejando atrás esa aula.



Ahora que lo pensaba... ¿El sentido de la vida? Ni ella sabia de donde había sacado eso. Pero, vaya, Anna tambien tenia esa duda. No se quejaba de como le iba en su dia a dia, incluso los jóvenes durmiendo en su clase le hacían sentir bien. Quizás...


El sonido de su celular la saco de sus pensamientos. El nombre parpadeante en la pantalla la hizo sonreír.


-Hey- se oyó muy suavemente del otro lado de la linea.


-Hey- respondió Anna con una pequeña risita escapándosele.


Luego de ponerse al dia con las novedades de la vida, la joven profesora volvió a su duda. Era algo grande, demasiado para ella. Entonces, necesitaba ayuda.


-Oye, Kisa, ¿Puedo verte hoy? Necesito tu ayuda-


-Hm?


Vaya, podría ser que Kisa fuera la hermana que nunca tuvo, pero aveces era desesperante con su forma de arrastrar las palabras y el reaccionar muy lentamente.


-Es algo de psicología. Se que eres escritora, pero creo que podrías ayudarme con esto. Es de verdad una duda muy, pero muy grande - Anna nunca le había rogado a nadie, pero su amiga era un caso de otro mundo.


La linea contraria se quedo en un silencio pausado por unos segundos. Al menos ella seguía allí por el sonido que hacia su respiración.


-Bien- dijo finalmente la contraria, dejando a la profesora soltar el aire sostenido-Te veo en el parque, dentro de unas dos horas.


-¿Dos horas?- cuestiono Anna mirando al horizonte- Pero para entonces ya será de noche.


-¿Y?


La joven suspiro y solo acepto la idea. Reclamarle algo o pelear con Kisa era como hablarle a una pared. No iba a cambiar de parecer y sin embargo nunca te gritaría ni se enojaría contigo por no entenderla. Que decir, ella era simplemente increíble.
Con la llegada de la noche, Anna se dirigió al parque. Camino lentamente. Su amiga era lerda para los horarios y muchas cosas mas. Por eso su sorpresa fue gigantesca cuando localizó la cabellera blanca platinada de Kisa, quien estaba sentada en uno de los bancos mas alejados del centro de la plaza. Parecía estar ahí desde hace un rato.


-¿Entonces..- Vaya, Anna realmente amaba los "Hola" de su amiga-... Que es lo que carcome por dentro, An? ¿A quien mataste?


-Muy graciosa.- la reprocho Anna, sentándose a su lado en el banco- No es eso, solo tengo una pregunta.


-¿Acaso tengo cara de vidente?- ¿Como alguien podia hablar tan duramente con una sonrisa en el rostro? Aun después de años de estudiar la mente de las personas, no encontraba respuesta al comportamiento tan despectivo de Kisa.


-Dime... ¿Cual es el sentido de la vida?.


La luz del alumbrado público ilumino el cabello teñido de Kisa y reflejo el brillo en el rostro inexpresivo de esta. El aroma a otoño que la rodeaba intentaba distraerla, pero Anna no se iría sin su respuesta. Las risas y voces lejanas completaban el ambiente. Y los ojos dorados de Kisa se reflejaron en los verdes de An. Y el viento levantaba hojas y las hacia bailar cerca de ambas. Y An tuvo miedo. La mirada de Kisa se volvió dura y esta se levanto.


-Ser feliz- dijo la peliblanca, con las manos en los bolsillos y haciendo aman de irse- pero ese es MI sentido de la vida. El tuyo todavía es ilegible- Kisa se dio vuelta y comenzó a caminar.


Anna se quedo ahí, sola, con la duda y extrañada por el comportamiento de su amiga. Sin pensarlo mucho, la joven tomo el camino contrario por el que se había ido Kisa y se acercó al lago del parque. La noche ya estaba en su auge y la luna se reflejaba, regodeándose de su brillo, aunque este fuera robado. Sin importarle ensuciar su ropa, la joven se sentó en la orilla y dejo que el viento nocturno se llevara con el todas sus preocupaciones.


Con respiración lenta y suave, cerro los ojos, se dejo caer sobre el césped y  observo la luna. ¿Y si la vida no tenia sentido? ¿Y si solo eran traídos a la tierra para vivir un momento y al siguiente irse?



.....


Con que el sentido de la vida de Kisa era ser feliz. Entonces, ¿Cual seria el suyo? Tal vez fuera encontrar una cura a un enfermedad, ser una gran actriz o cantante, descubrir una estrella, ser la mejor psicóloga del mundo. La posibilidades eran infinitas. ¿Por que alguien como Kisa, quien era una excelente escritora que recién empezaba a publicar sus primeros escritos, tenia como meta en la vida algo tan... Simple?
Había tantas cosas que no entendía. Luna, si iluminaste a Kisa para que descubriera la razón de su existir, ¿Porque no ayudas a Anna también?


-Ella no ayudara- la joven dio un pequeño salto al escuchar la voz de la peliblanca- No es mas que un pedazo de piedra espacial que mantiene las mareas de la tierra bajo control y que esta a miles de kilómetros.- Kisa se sentó al lado de su amiga, ya con la expresión relajada- No ayudara. La acción de pedirle ayuda a la luna no es mas que una invención humana, algo poético y romántico que ha existido desde que el hombre comenzó a mirar sobre su cabeza. Si quieres ayuda, pídesela a alguien que tenga siquiera dos dedos de frente, no a un cuerpo celeste.


-Lo hice- Anna volvió a sentarse y abrazo sus piernas, como queriendo hacerse pequeña, diminuta- Pero te negaste.


La pequeña sonrisa de Kisa hizo que la joven se enojada un poco. Cosas que su amiga no sabia tomarse en serio. Y cosas que a ella si que le importaban.


-Tuve miedo-susurro Kisa.


-Espera... ¿Que?. ¿Miedo, de que?- y como un consuelo, An se acercó a su amiga y apoyo su cabeza en el hombro de esta.


-De que descubrieras el sentido de la vida- la peliblanca suspiro y miro al cielo- ¿Estas dispuesta a escuchar lo que pienso?- An solo asintió con la cabeza- Bien...


"El sentido... De la vida. Es algo que a muchos se pasan media vida buscándolo y que otros simplemente no le importa. Porque, ¿Para que saber de antemano tu misión en esta vida? Es mas divertido descubrirla por ti misma. Es como recibir un regalo para las fiestas y que algún familiar te sople que hay dentro del envoltorio. No importa si era lo que querías o no, la sensación no será la típica sorpresa que se caracteriza en las fiestas y regalos."
"Lo mismo pasa con esto. Tu vida, mi vida y la de todos en el planeta. Una vez que descubres la razón de tu existencia, no te queda mas que esperar el dia de tu muerte, donde lloverán rosas y lamentos. Nadie nace sabiendo que hacer, o a donde ir, simplemente te dejas llevar, como una hoja que ha caído por el otoño en un canal de agua. Lloras, aprendes, sonríes y amas. Vives, en pocas palabras"
"Eres joven An, no te tortures por cosas que no merecen la pena. Conocer la razón de mi existencia no me hizo alguien mejor ni alguien peor. Solo... Me dejo aquí, contando a personas que nunca conoceré mi forma fría y calculadora de ver la vida, adornada y escondida entre versos y poemas de amores perdidos. Es como una telaraña. Tejes y tejes y vuelves a tejer sin importar que, hasta que de repente te encuentras atrapada entre los hilos que tu misma entrelazaste."
"Es... Raro, ¿Sabes?. Todos dejamos de lado grandes locuras, ideas, increíbles amores, canciones e historias atrás para perseguir un sueño que, quizás, no sea mas que solo eso, un sueño. Lo imaginas, lo perfeccionas, pero sigue siendo lo mismo y no cambia por mas que lo intentes. Toda nuestra vida es un largo y complicado sueño del cual despertamos al morir. Por eso, hay que vivirlo a lo grande. Ríe, ama, juega y canta. Sueña... Un sueño mejor. Y pase lo que pase, hagas lo que hagas, siempre estaré aquí, para ti"


Anna simplemente quedo deslumbrada por la sabiduría de su mejor amiga. Tanta emoción en un solo monologo. No pudo reaccionar de otra manera mas que abrazando a Kisa y dejándose rodear por los brazos contrarios, sintiéndose protegida, asi como el dia que la conoció en aquel lluvioso enero.


"-¿Porque lloras?-" Ah, ahí vienen los recuerdos de nuevo.


"-Estoy perdida... Y sola-"


"-Pero yo estoy aquí, no estas sola-"


"-Tu... Tu no lo entiendes-"


"-Entonces, ayúdame. Ayúdame a entenderte, para asi poder ayudarte a que no vuelvas a llorar nunca mas-"


"-Hablas como un escritor...-"


"-Entonces eso seré. Seré escritora y escribiré cientos de historias para que nunca te sientas sola. Por cierto, me llamo Kisa-"


-¿Kisa?-llamo Anna.


-Te escucho- respondió esta mientras acomodaba un mechón pelirrojo detrás de la oreja de An.


-Eso hare.


-¿Que cosa?.


-Soñar. Soñare un sueño mejor y...- Anna se tomo una momento para acomodarse en los brazos de Kisa y refugiarse del frio de la noche- Pensándolo mejor, estoy bien asi. Soy feliz... ¿Crees que el sentido de mi vida sea ser feliz?- la joven miro a su amiga peliblanca con los ojos brillantes.


-Jaque...- Kisa dio un pequeño toque en la nariz de An-.. Mate, vida.- y la sonrisa de la peliblanca ilumino esa noche.


Al dia siguiente, mientras Anna revisaba las tareas de sus alumnos, obviamente incompletas, encontró la de Janna. Solo tardó unos segundos en leerla, para que al momento siguiente los ojos se le humedecieran de orgullo y sorpresa.


En el papel, con una fina caligrafía hecha con lapicera rosa se leía:
 "Mi sentido en la vida es : Incierto. Pero de algo estoy segura, quiero ser feliz"
                                     Janna Fritz.

_________________
avatar
Anarara
Seito
Seito

Mensajes : 134
Fecha de inscripción : 26/07/2015
Edad : 18
Localización : Debajo de tu cama O.O

Volver arriba Ir abajo

Re: Sentido de la vida.

Mensaje por Heartless el Jue Jun 23, 2016 7:55 pm

¿Por qué nadie ha dado una opinión de este escrito todavía? Es raro.
Bueno, nunca había leído algo de tu autoría... hasta ahora. Tu estilo es eficiente, muy prolijo y simple, la verdad. Queda claro.
Me gustó este cuento, salvo por el detalle de que me ha parecido un tanto... breve, todo lo demás ha quedado muy bien.
Pues eso, buen trabajo.

_________________
avatar
Heartless
Seito
Seito

Mensajes : 136
Fecha de inscripción : 06/04/2016
Localización : En medio de la nada

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.